Trastornos de la alimentación: anorexia y bulimia

La sociedad en la que estamos inmersos concede una gran importancia, quizá excesiva, al aspecto físico, lo que puede ocasionar que las personas, muchas de ellas adolescentes, se sientan a disgusto con su imagen corporal.

En este “sentirse a disgusto con uno mismo”, tienen mucho que ver la creencia de que ser una persona atractiva está ligado indiscutiblemente con ser una persona de éxito. ¿Y qué información recibimos sobre cómo podemos conseguirlo?: “dietas milagro”, cirugía estética, cosmética, vestir con las prendas de ropa de las revistas… Sin embargo, recibimos menos información sobre cómo podemos perder peso de manera más saludable y menos peligrosa: dieta adecuada y prescrita por profesionales de la salud, practicando ejercicio regularmente; o sencillamente, dejar de darle tanta importancia al aspecto físico y preocuparnos por cosas más importantes que también hacen que nos convirtamos en personas exitosas.

Problemas de contar calorías

 

Casi todo el mundo tiene motivos para encontrarse a disgusto con su cuerpo. Esto no es malo, al contrario, es una de las cosas que debemos utilizar para gozar de una buena autoestima, a saber: disimular los defectillos que podamos tener y resaltar nuestros puntos fuertes.

Os proponemos los siguientes puntos para sentirnos bien con nosotros mismos:

  • No te compares físicamente con los demás.
  • Huye de criticar a los demás por su apariencia física.
  • Aprende a mirarte al espejo fijándote en las cosas que más te gustan, y recuérdalo.
  • Viste según tus gustos y no según lo que dictamine a moda.
  • Aprende a valorarte por lo que eres no por como luces.
  • Moléstate en conocer los aspectos de la personalidad de las personas nuevas que conozcas, no te quedes en la superficie (su apariencia física).

Cuando nuestra preocupación por nuestra imagen se convierte en una obsesión, pueden aparecen trastornos como la anorexia y la bulimia nerviosa.

 

Anorexia nerviosa

Se trata de un trastorno de la alimentación y psicológico. Las personas comienzan con un régimen alimenticio para controlar su peso, pero, posteriormente, lo que tratan de controlar es el propio cuerpo. En la actualidad se registran unos 4 casos de anorexia por cada 1000 personas, y las mujeres la padecen en mayor proporción que los hombres.

Mujer con anorexia sin ganas de comer

Los síntomas más característicos de este trastorno son los siguientes a nivel físico son:

  • Distorsión en la percepción de la imagen corporal (siguen viéndose gordas a pesar de los kilos perdidos).
  • Desarrolla hábitos alimenticios peculiares, como comer sólo determinados alimentos, partirlos en trozos pequeños, separarlos en el plato, beben mucha agua, utilizan laxantes…
  • Ejercicio excesivo.
  • Amenorrea en mujeres (retirada de la menstruación).
  • Alteraciones dermatológicas: uñas frágiles y quebradizas, piel seca, caída del cabello y falta de vitalidad.
  • Alteraciones gastrointestinales.
  • Estreñimiento.
  • Insomnio.

Y como consecuencias psicológicas:

  • Cambios de humor
  • Cuadros depresivos
  • Distorsión de la imagen corporal
  • Negación de su problema.
  • Dificultades para concentrarse

El tratamiento de la anorexia nerviosa implica no solamente la recuperación del peso perdido a través de una alimentación adecuada, sino una terapia psiquiátrica, que debe ser guiada tanto por un médico como por un psicólogo, y en el que el paciente debe aprender a valorarse “por cómo es” en lugar de “por como esté físicamente”.

Cuando nos encontramos ante casos extremos, es necesario ingresar al paciente en un centro hospitalario.

Bulimia nerviosa

La palabra bulimia procede del griego y significa “hambre de buey”, y afecta en una proporción de 10 mujeres por cada varón.

Al igual que en el caso de la anorexia nerviosa, se trata de un trastorno alimenticio y psicológico, pero en este caso, las personas en lugar de dejar de comer, la comida se convierte en una adicción. En este trastorno el paciente presenta periodos en lo que come compulsivamente con otros de control de peso inadecuados (provocándose el vómito, usando laxantes, practicando ejercicios hasta la extenuación). La periodicidad de los atracones son variables, pudiendo darse varios de ellos a lo largo del día durante varios días seguidos. Durante estos episodios suelen comer exceso de dulces y comidas con un alto contenido calórico.

Mujer con bulimia se da un atracón de comer

Los síntomas más característicos de este trastorno son los siguientes:

  • Miedo a verse gordos.
  • Alteración del patrón alimenticio: periodos de restricción calórica junto con periodos de atracones.
  • Ejercicio excesivo.
  • Pérdida de control en la conducta alimentaria.
  • Vómitos autoinducidos para compensar los excesos.

Si se mantiene en el tiempo, la bulimia puede producir serias complicaciones físicas y psicológicas:

  • Problemas digestivos.
  • Problemas metabólicos.
  • Alteraciones cardiacas.
  • Depresión.
  • Cuadros nerviosos.
  • Problemas de autoestima.
  • Alteraciones en la percepción de la imagen corporal.

La tasa de mortalidad es mayor que en los pacientes que sufren bulimia.

Debido  a las complicaciones médicas y psicológicas que presentan los pacientes con bulimia, es necesario que se sometan a un tratamiento multidisciplinario, en el que se incluyan médico, psiquiatra y psicólogo clínico. El objetivo fundamental de dicho tratamiento es enseñarle al paciente a aceptarse y quererse como es, que logre llevar una vida sana y equilibrada desde el punto de vista emocional. La intervención médica irá dirigida a planificar una dieta sana y saludable, sin atracones y purgas, mientras que desde el punto de vista psicológico el objetivo es aumentar la autoestima y adquirir herramientas en la resolución de problemas.

Por ello, es imprescindible que el paciente participe de forma activa en el tratamiento y acudir de forma regular a las terapias psicológicas.

 

Dra. Catalina Poza. Jefe de la Unidad de Psicología de Instituto Médico Dermatológico.

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Al enviar tu comentario, aceptas nuestra política de privacidad

Pin It on Pinterest

Share This