Llámanos al 91 123 07 12Solicitar consulta

Hoy te traemos una entrevista a la Dra. Sara Rubio Muñoz, doctora especialista en ginecología y obstetricia del Hospital Infanta Sofía de Madrid.

Mujer en una consulta ginecológica

¿Por lo general que tipo de enfermedades pueden generar la caída acentuada de cabello?

Existen muchas enfermedades que en términos generales pueden cursar con un aumento de la pérdida del cabello.

En el ámbito de la ginecología podemos mencionar trastornos que cursan con déficit de estrógenos de forma inicialmente temporal (disminución fisiológica en el postparto) o que cursen con disminución de estrógenos de forma permanente (menopausia), así como enfermedades de origen autoinmune (alteraciones tiroideas)  que pueden ocasionar trastornos hormonales o enfermedades que cursen con estados carenciales (anorexia, déficit de vitaminas como el hierro o vitamina D…) o trastornos neoplásicos (en este caso pueden provocar aumento de la caída del cabello por múltiples vías, ya sea por el propio proceso neoplásico, déficit nutricional asociado, tratamientos adyuvantes como quimioterapia… )

¿Es frecuente la pérdida de cabello después del parto?, ¿A qué se debe? ¿Cuánto puede durar?

Es una circunstancia muy frecuente, generalmente de carácter temporal. La etiología de esta alteración son los cambios hormonales propios del postparto.

Durante la gestación existe un ambiente hormonal con un efecto potencial beneficioso sobre nuestro cabello proporcionando más brillo y haciendo que sea más voluminoso. Además, por este efecto hormonal, nuestro pelo permanece más tiempo en la fase de crecimiento. Por lo tanto, tras el parto, con la disminución fisiológica de las hormonas, hacia el tercer o cuarto mes tras el parto, comienza la caída fisiológica del cabello.

Esta pérdida inicialmente fisiológica se puede acentuar en situaciones carenciales de vitaminas, como por ejemplo el hierro o vitamina D (situación muy frecuente concomitante en el puerperio), en situaciones de estrés o situaciones concomitantes con otras patologías de base.

Por regla general, entre seis meses y un año como media, esta situación de pérdida de cabello se normaliza

¿Es recomendable someterse a un tratamiento médico adecuado para fortalecer y sanar el cabello durante este periodo?

Si la paciente nota que la pérdida de cabello es especialmente intensa en este periodo o ha notado cambios notables respecto a su situación basal, debe contactar con un especialista que le pueda diagnosticar el problema y por lo tanto le pueda proporcionar la solución más adecuada a su situación.

¿Para este tipo de pacientes, cual es el tratamiento más efectivo, recomienda los tratamientos de IMD?

Depende del caso concreto de cada paciente, siempre valorando a cada paciente de forma individual por especialistas, pero por lo general, el tratamiento más adecuado actualmente es el láser capilar.

El Láser capilar: es un tratamiento no intrusivo para mejorar la circulación sanguínea. Consiste en la aplicación de un dispositivo láser que actúa sobre los tejidos del cuero cabelludo favoreciendo el riego sanguíneo y, por tanto, estimulando la producción de cabello.

¿Es frecuente la pérdida de cabello en mujeres post-menopáusicas? ¿Por qué sucede?

Es una situación frecuente, debido al cambio hormonal que se produce en este estado de la vida de la mujer, en la que sufre una disminución de la cantidad de estrógenos de forma definitiva (hormonas responsables de la vitalidad de nuestro cabello).

En este caso ¿Cuál es el tratamiento más recomendado a la hora de tratar esta pérdida de cabello?

Lo más importante es la evaluación de la paciente por especialistas de forma individualizada para poder ofrecerle la mejor solución.

Podemos mencionar que además del láser capilar que ya he citado anteriormente, una buena opción sería el tratamiento Vita X Regeneración.

El tratamiento Vita X Regeneración: es un tratamiento de estimulación capilar que frena la caída del cabello mediante minoxidil, al ser aplicado directamente sobre el cabello, el fármaco mejora su efectividad y su penetración. Además, resulta efectivo en solitario o en cooperación con otros procedimientos como el láser capilar.

Algunos tratamientos anticonceptivos pueden ayudar a frenar la caída del cabello, ¿esto a qué se debe?

Existen situaciones en las que las pacientes presentan un desequilibrio hormonal a favor de presentar un aumento de hormonas sexuales androgénicas, como ocurre en el caso de pacientes con síndrome de ovario poliquístico, en las que presentan la hormona luteinizante permanentemente elevada ocasionando un estímulo constante para que el ovario produzca testosterona que provocará un aumento de la caída del cabello. En estas pacientes los tratamientos anticonceptivos, adecuadamente seleccionados por un especialista suprimirían este efecto hormonal negativo para nuestro cabello.

Por último, ¿Crees que los tratamientos de IMD pueden ser un buen complemento para apoyar los tratamientos llevados a cabo por los ginecólogos o dermatólogos?

Claro que si, en el caso de que nuestras pacientes consulten por problemas relacionados con el aumento de la pérdida del cabello se le pueden ofertar tratamientos sinérgicos entre los distintos especialistas para conseguir los mejores resultados.

Síguenos en las redes sociales

Esta web utiliza las cookies _ga/_utm propiedad de Google Analytics, persistentes durante 2 años, para habilitar la función de control de visitas únicas con el fin de facilitarle su navegación por el sitio web. Si continúa navegando consideramos que está de acuerdo con su uso. Podrá revocar el consentimiento y obtener más información consultando nuestra Política de cookies

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar