fbpx

Protege el cuero cabelludo del sol

El verano es la época del año en la que más sufre el cabello. Los rayos del sol inciden directamente sobre él y provoca que esté mucho más seco que en otras estaciones.

Pero esta vez te contamos cómo afecta la radiación solar al cuero cabelludo. La piel que cubre toda la zona capilar, suele ser mucho más sensible que el resto del cuerpo ya que tiene como protección el cabello. Por este motivo es un órgano que puede verse afectado en mayor medida a una larga exposición al sol y sin protección.

Proteger el cabello del sol

¿Cómo afecta el sol al cuero cabelludo?

El sol, tomarlo con medida y de manera segura es beneficioso para todo el cuerpo, incluido el cabello. Los rayos solares favorecen a la síntesis de vitamina D que es un proceso esencial para que el cabello absorba el calcio, además de estimular la circulación sanguínea en el cuero cabelludo. Pero estar mucho tiempo y sin protección expuesto al sol, puede perjudicar gravemente a la salud del cuero cabelludo.

Existe la posibilidad de que el cuero cabelludo sufra quemaduras sin sufrir de alopecia ya que éste no está completamente protegido del sol. Una larga exposición a los rayos UV de forma vertical, puede causar que la piel que cubre la zona capilar se irrite y en consecuencia provoque que lavarte el cabello o peinarlo sea un proceso doloroso.

Los folículos, no absorben por completo los rayos solares y dependiendo de la cantidad de cabello que tengas, la radiación ultravioleta llega de manera más fácil hasta el cuero cabelludo.

Hay que recordar, que es muy difícil quemarse el cuero cabelludo sin sufrir de alopecia, pero hay que tener en cuenta que, dependiendo del color, la densidad y el volumen de tu cabello contarás con un factor u otro de protección frente a los rayos del sol. Por ejemplo; los cabellos claros, suelen proteger menos el cuero cabelludo que los cabellos más oscuros. Pasa lo mismo con aquellos cabellos que cuentan con muy poco volumen y que incluso puede llegar a clarearse el cuero cabelludo, en estos casos, la piel que cubre la zona capilar está mucho más expuesta que aquellos cabellos que cuentan con una mayor cantidad de cabello.

Problemas capilares por la exposición a los rayos del sol

El sol es un factor externo del que debes protegerte y que seguro conoces muy bien sus efectos en el cuerpo y más concretamente en la piel de todo el cuerpo. Pero la mayoría de veces, el cabello es el gran olvidado, y suele ser el órgano que más expuesto está y que menos se protege. Una larga exposición a los rayos ultravioletas puede causarte graves problemas.

  • Cutículas dañadas: La radiación solar influye de manera negativa en los componentes orgánicos empleados para formar proteínas, aminoácidos y la cutícula. Sobre todo, en los cabellos claros, ya que, al poseer un nivel inferior de melanina, están menos protegidos.
  • Fragilidad capilar: La cistina es una de las moléculas que más se oxida con el sol y es uno de los principales componentes que poseen las proteínas del cabello. Los rayos solares oxidan, al entrar en contacto con este elemento, al cabello y lo vuelven más frágil y quebradizo.
  • Envejecimiento capilar: El envejecimiento capilar sucede cuando, al entrar en contacto los rayos UV con el cabello, se producen unas reacciones químicas que desencadenan a modo de defensa la oxidación de la melanina para proteger en la medida de lo posible los problemas en el tallo piloso.
  • Pérdida de la barrera lípida: El cuero cabelludo está recubierto por una barrera lípida (grasa). Esta barrera mantiene el cabello hidratado, con brillo y a la cutícula capilar protegida. El sol reseca esta capa lo que conlleva a tener un cabello desprotegido de cualquier factor meteorológico.
  • Cambio de color del cabello: Para definir el color del cabello, este cuenta con dos tipos de melanina; la eumelanina, que proporciona un tono oscuro y la feomelanina, que aporta un tono rojizo al cabello. Ésta segunda, es mucho más sensible a la exposición solar y propicia a que los cabellos claros se decoloren con mayor facilidad.

Beneficios de usar un protector solar para el cuero cabelludo

El verano es sinónimo de sol y de igual manera que te preocupas por aplicarte protector solar en la piel, deberías aplicarte un protector solar para cuidar y proteger el pelo y el cuero cabelludo contra los rayos solares.

Utilizar un protector solar para tu cabello te ayudará a evitar que el pelo se deshidrate y en consecuencia se rompa menos y puedes prevenir las puntas abiertas. Además, una exposición continuada a los rayos UV reduce la flexibilidad y daña la cutícula, que es la parte exterior que protege cada hebra del pelo.

Sin olvidarnos que, aplicando un protector solar para proteger el cabello, también estás protegiendo el cuero cabelludo, que como hemos comentado anteriormente, no está exento de sufrir las consecuencias del sol a largo plazo.

En IMD contamos con un producto estrella para el cabello para protegerlo del sol. Se trata del protector solar de IMD que, no solo cuenta con protección UV sino que además lo nutre y repara aportando las vitaminas necesarias para que luzca sano y con brillo.

Si has llegado hasta aquí es porque te preocupa tu salud capilar y por ello te animamos a que entres en nuestra tienda y descubras todos los maravillosos productos con los que contamos para cuidar y mimar el cabello.

Facebook
Twitter
WhatsApp

Soluciona ya tu caída

Si tienes problemas de caída o alopecia y quieres ponerle solución, lo primero es un diagnostico médico correcto.

Reserva tu primera cita gratuita sin compromiso que incluye Diagnóstico y Test Capilar de tu cabello.

1ª Consulta Gratuita

Identifica tu alopecia en 1 minuto

La caída del cabello también puede deberse a ciertas enfermedades como el lupus, la diabetes y algunas infecciones poco comunes. En estos casos, la alopecia temporal puede ser un síntoma más de la afección, por lo que es conveniente diagnosticarla y tratarla adecuadamente.

Autorización Sanitaria Inscrita en el registro con el Nº: CS12.269

Play Video