Llámanos al 91 123 07 12Solicitar consulta

Es una de las recomendaciones más habituales en este blog: después de lavarte el pelo con champú, acláralo con agua fría o tibia. ¿Por qué? ¿Qué beneficios tiene para el cabello?¿Tan malo es el agua caliente si queremos tener un pelo saludable y bonito? Estas son las preguntas que responderemos en el post de hoy.

Aclarado de pelo

Lo primero que hay que dejar claro es que, aunque se suela leer lo contrario, aclararse con agua caliente o fría afecta, sobre todo, al cuero cabelludo, no al pelo. Al menos, directamente. Habrás leído que el agua fría cierra la cutícula del cabello, una táctica defensiva destinada a proteger el cabello del frío, y esto es cierto. Sin embargo, no está demostrado que una cutícula cerrada después de la ducha ayude a prolongar tintes, alisados o desrizados que se hicieron hace días o incluso semanas. Cuando sí es útil cerrar la cutícula es inmediatamente después de un cambio a nivel molecular en el pelo debido a un tinte o desrizado agresivo. En ese momento sí hay que forzar a la cutícula para que se cierre y facilitar así que se fije ese cambio en el cabello. Pero este efecto no se consigue tiempo después del proceso de tinte o desrizado por muy fría que esté el agua al aclararte el pelo.

Entonces tenemos claro que es el cuero cabelludo el elemento más afectado al lavarnos con agua caliente o fría. El gran beneficio de aclararse con agua fría, el efecto que sí está demostrado científicamente, es que se favorece la circulación sanguínea en la cabeza. Es un efecto reflejo de nuestro cuerpo. Cuando nota que hay frío, aumenta el flujo sanguíneo para intentar calentar la zona.

Aumentar el flujo sanguíneo tiene una ventaja decisiva en nuestro cabello: a más sangre recorriendo el cuero cabelludo, más nutrientes, agua y oxígeno llega a nuestros folículos pilosos. Y a mejor nutrición, mejor producción de nuevo cabello y mucho mejor aspecto. Así de sencillo. Esta es la explicación de por qué es mejor aclarar el cabello con agua fría. Sin embargo, no todo es tan ideal como parece.

Desventajas de aclararse el cabello con agua fría

¿Tiene alguna desventaja aclarar el cabello con agua fría? A ver, no diríamos que está al mismo nivel que la ventaja, pero, sin duda, puede condicionar los hábitos de muchas personas. Dependiendo de la resistencia al frío de la persona, ponerse bajo un chorro de agua fría puede generar estrés. Tal cual. Y sabemos que el estrés no es precisamente un aliado del cabello sano. En una situación de estrés, nuestro cuerpo escoge a qué destinar sus recursos, y el cabello nunca es la prioridad número uno. Podría darse la situación de que el agua fría aumenta el riego sanguíneo efectivamente, pero que el organismo dejara de mandar sus nutrientes a los folículos pilosos y los destinara, por ejemplo, a enviarlos a nuestro sistema nervioso central para tranquilizarnos. ¿Qué ganarían entonces nuestros folículos pilosos? Nada.

Lavar pelo agua fria

Debido a lo anterior, siempre se recomienda que la temperatura del agua no sea exagerada y que se acerque más a una temperatura ambiental, aunque tirando a fresca. De esta forma el aumento del flujo sanguíneo no será intenso, pero tampoco nos arriesgaremos a sufrir estrés.

Agua caliente, ¿es tan mala opción como dicen?

En cuanto a aclararse el pelo con agua caliente, no hay problema, siempre y cuando no hablemos de temperaturas propias de la cocción de patatas. Eso sí, nos perdemos el beneficio ya comentado del agua fría, y añadimos un inconveniente: el agua caliente genera vapor, y este vapor se lleva muy bien con el pelo encrespado o frizz. Así que si sufres los días húmedos porque tu pelo se encrespa, ya sabes que aclararte el cabello con agua caliente no es lo más recomendable.

Síguenos en las redes sociales

Diseño web: Ensalza