fbpx

Una razón más para practicar deporte: fortalece el cabello

El deporte por definición es bueno y, al contrario de lo que opinan sus detractores, no tiene por qué ser desagradable: jugar un partido de fútbol con los amigos o un día de playa −nadando− también es deporte. A cambio de un esfuerzo temporal, el deporte nos hace funcionar mejor y nos prepara para durar más tiempo. Es así de sencillo. Y nos hace ser más felices. Es culpa de las endorfinas que liberamos, un elemento que actúa como neurotransmisor y nos hace ver la vida, y a nosotros mismos, con mejores ojos.

¿Y qué ocurre con el pelo? Pues en su relación con el cabello, el deporte también lo beneficia de varias maneras.

Aumenta el flujo sanguíneo

En muchas ocasiones hemos hablado de los beneficios de la vasodilatación, es decir, de la acción de dilatar los vasos sanguíneos para que circule una mayor cantidad de sangre y nutrientes. A más sangre y nutrientes alimentando nuestros folículos pilosos, más y mejor crecerán estos.

31972982 - set for sports activities

Los masajes en el cuero cabelludo son una técnica que favorece la vasodilatación, y lo mismo ocurre con el minoxidil. Pero si hay un vasodilatador potente al alcance de cualquiera, es el deporte. No hay mayor estímulo para fomentar la circulación del storrente sanguíneo que tener al corazón al doble de sus pulsaciones habituales, forzándole a que aumente sus latidos para enviar la sangre a todos los puntos del organismo que la necesitan. Todos al mismo tiempo y en mayor cantidad. ¿Nunca has notado que al terminar una sesión de ejercicio sientes mejor tu cuerpo (y no estamos hablando de agujetas)? Es normal y parte de esa sensación se debe a que el cuerpo está mejor nutrido gracias al sobreesfuerzo del corazón.

El pelo se beneficia de este aumento del flujo sanguíneo del mismo modo que una planta que recibiera más agua y un chute de nutrientes. Un pelo mejor alimentado es un pelo más fuerte, con más brillo y con tendencia a crecer más.

Elimina toxinas

Entendamos toxinas como aquellos elementos que están en nuestro organismo y que, de algún modo, nos perjudican y es mejor eliminarlos. Es una definición muy vaga pero suficiente. Aquí entran los radicales libres, que son males a escala atómica que desgastan nuestras células sanas y que están causados por la contaminación, el tabaco y por diversos procesos del organismo; además de los radicales libres también están el colesterol o el azúcar. Muchos de estos males, cuyas consecuencias también se dejan ver en el cabello, se eliminan a través de la orina y del sudor, y ambos métodos se potencian al hacer deporte.

34239528 - portrait of happy mature man enjoying music on earphones

El cortisol es otra toxina que merece su propio espacio. El cortisol es una hormona que genera nuestro organismo y es la responsable del estrés. Estrés y cabello, mala combinación: altos índices de cortisol aumentan la presión sanguínea, lo que ralentiza su circulación, entorpecen el metabolismo, impiden la correcta absorción de agua y, por si fuera poco, absorben nutrientes que son necesarios para el cabello. Eliminar el estrés, y por tanto el cortisol, es fundamental. Y no hay mejor forma de luchar contra el cortisol que el ejercicio.

¿Vale cualquier deporte?

Desde luego, cualquier movimiento es positivo allí donde no lo había antes. Sin embargo, si queremos potenciar al máximo la eliminación de toxinas y el aumento de la circulación sanguínea, tendremos que escoger deportes que favorezcan la sudoración y el rendimiento cardiaco. ¡Hay que moverse! Los deportes que se alargan demasiado, como correr largas distancias a un ritmo lento, el ciclismo contemplativo o el paseo vigoroso, tan de moda últimamente, no fuerzan tanto al organismo y sus beneficios son menores, especialmente en lo que se refiere al cortisol, que puede incluso aumentar.

31723849 - portrait of fitness young woman with cell phone outdoors in the city

Los mejores deportes son los explosivos, como el fútbol, el baloncesto, el pádel, la natación competitiva o los intervalos (combinar carrera a la máxima velocidad con carreras más pausadas). El objetivo no es seguir en pie 2 horas después de iniciar el ejercicio, sino llevar 40 minutos y creer que no vas a poder más. Sólo así conseguirás todos los beneficios para el cabello que hemos comentado.

Compartir en facebook
Facebook
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en whatsapp
WhatsApp

Soluciona ya tu caída

Si tienes problemas de caída o alopecia y quieres ponerle solución, lo primero es un diagnostico médico correcto.

Reserva tu primera cita gratuita sin compromiso que incluye Diagnóstico y Test Capilar de tu cabello.

1ª Consulta Gratuita

Identifica tu alopecia en 1 minuto

La caída del cabello también puede deberse a ciertas enfermedades como el lupus, la diabetes y algunas infecciones poco comunes. En estos casos, la alopecia temporal puede ser un síntoma más de la afección, por lo que es conveniente diagnosticarla y tratarla adecuadamente.